BODA PETITE A LA MEXICANA

“Con nuestra boda queremos mostrar lo bello de las tradiciones y el orgullo de ser Mexicanos” es así como Ana y Eduardo decidieron celebrar en una boda íntima rodeados de sus padres y familiares más cercanos, organizada por su Wedding Planner Ángel Arbeu.


La decoración, a cargo por Paty Verduzco estuvo llena de detalles mexicanos tal como lo pidieron los novios para enmarcar el jardín de sus padres, teniendo como testigos a los árboles y un hermoso atardecer.

Por ello Ana decidió que el centro de mesa se basará en las famosas muñecas mexicanas Leles originarias de Amealco de Galindo, en Querétaro, estas se acompañaron por hortensias verdes y juguetes mexicanos.

El menú completamente mexicano no pudo dejar de lado los ya famosos chiles rellenos como platillo principal, la madre de Ana quien los preparo, haciendo aun más significativo el menú. Como postre los novios eligieron mini buñuelos acompañados de la salsa de piloncillo.


Uno de los momentos que más gustó a todos fue cuando llegó el mariachi entonando la canción El son de la negra, que puso a todos de pie; llenado el lugar de dicha y felicidad.



La fiesta estuvo llena de instantes inolvidables como el primer baile de los novios a ritmo de Somos novios de Luis Miguel, interpretada por el mariachi.

El pastel de los novios tuvo un diseño mexicano colorido, en el que el burrito de colores, el papel picado y los cactus no pudieron faltar.

Para el momento dulce contaron con una completa barra de dulces típicos mexicanos, siendo las favoritas las manzanas cubiertas con chamoy y la jamaica agridulce.




Por: Ángel Arbeu Eventos

Fotos: Juan de Dios Hernández.

83 visualizaciones0 comentarios